Películas de miedo para una noche de Halloween confinados

Pixabay
Pixabay
Películas de miedo para una noche de Halloween confinados

Esta noche de Halloween será diferente a la de los últimos años porque las medidas para frenar la transmisión de la covid-19 nos obligan a permanecer en casa, pero no por eso tiene que ser menos terrorífica y vibrante. Nuestros colaboradores expertos en cine recomiendan algunas de sus películas de terror favoritas para que esta noche no nos olvidemos de pasar miedo, porque, a pesar de todo, sigue siendo la noche de las brujas y los muertos.

 

Jana Oteo recomienda Relic:

‘Relic’, el terror de la demencia

Los espectadores que ya han visto la opera prima de la directora australiana Natalie Erika James, Relic, consideran que es una de las revelaciones del cine de terror en 2020. La película se ha mostrado en festivales como el de Sundance, el de Cine de Londres y el de Sitges, que este año ha cumplido su 53ª edición, y en Estados Unidos está en cartelera desde el pasado julio. Hoy, coincidiendo con la noche de Halloween, llega a las salas españolas, aunque la mayoría permanecen cerradas por la covid-19.

La trama de la película empieza con la misteriosa desaparición de Edna (Robyn Nevin), una anciana con demencia. Esto lleva a su hija Kay (Emily Mortimer) y a su nieta Sam (Bella Heathcote) a la casa de Edna, donde esperan encontrar las pistas necesarias para dar con ella. De repente Edna reaparece con el mismo misterio con el que había desaparecido solo unos días antes y empieza a actuar de manera extraña. Kay y Sam se alarman y pronto se dan cuenta de que podría haber alguna fuerza malvada poseyendo a la anciana. Todo esto se desarrolla hasta llegar a un clímax verdaderamente angustioso capaz de generar claustrofobia al espectador.

El debut como directora de James es mucho más que una simple película de terror. La cinta hace referencia a un tema terrorífico de la vida misma: la demencia. Los elementos fantásticos y sobrenaturales de la película quedan eclipsados por la enfermedad de Edna, que se presenta como el verdadero componente aterrador de la historia. La actriz que interpreta el papel de la anciana, Nevin, ofrece una cruda actuación que eriza la piel a cualquiera.

Relic es también un retrato realista sobre la importancia que tiene la relación madre-hija. La película sabe reflejar muy bien la manera en la que, pase lo que pase, una hija se desvive por su madre y viceversa. Las protagonistas de esta historia van a estar ahí para ayudarse en todo momento, hasta cuando las cosas se pongan feas, por el vínculo familiar que las une.

relic

Pablo Ruzafa (@updatecinema) recomienda La semilla del diablo:

Un descenso a los infiernos: ‘La semilla del diablo’

Dirigida por Roman Polanski (Chinatown, El pianista) y estrenada en 1968, La semilla del diablo narra la historia del matrimonio Woodhouse, que decide mudarse a un céntrico edificio neoyorkino sobre el que pesa el rumor de una maldición que, durante el último siglo, ha causado la muerte de numerosos inquilinos. Aun así, los Woodhouse, ajenos a este tipo de creencias, deciden instalarse e inician una nueva vida junto a sus vecinos, los Castevet, una atenta y feliz pareja de ancianos. Pero, cuando Rosemary Woodhouse (Mia Farrow) se queda encinta, todo cambia para el matrimonio. Ella comienza a sospechar que algo no va bien en su embarazo y que además sus vecinos y aquellos que la rodean tienen planes especiales para su hijo.

Polanski, uno de los grandes directores de la historia del cine, se adentra en el mundo del terror por la puerta grande. La semilla del diablo es uno de los filmes más inquietantes y terroríficos jamás hechos, además de ser una obra artísticamente magistral. Alejado de todo tópico —sonidos estridentes, sustos constantes, gore, asesinos enmascarados, jóvenes inconscientes que toman malas decisiones—, Polanski nos adentra en una esquizofrénica pesadilla, con una asfixiante y escalofriante atmósfera que va in crescendo sin nunca caer en dichos manidos recursos. El director sugiere, nunca muestra, y ahí es donde reside la grandeza: sus imágenes evocan desconcierto y miedo, pero es nuestra imaginación la que hace el resto, generando auténtico terror.

Los edificios Dakota, localización imprescindible del filme, son lo que el hotel Overlook es a El resplandor, un lugar que ofrece a la película un cariz atractivo y a la vez tenebroso. La imponente interpretación de Farrow nos permite adentrarnos en los pensamientos de la torturada Rosemary y compartir con ella sus miedos y paranoias. Así mismo, cabe destacar a Ruth Gordon, a quien la academia concedió el Oscar a mejor actriz secundaria por su interpretación de Minnie Castevet.

La semilla del diablo es una película que va más allá del típico cine comercial de terror, elevándolo a la obra de un maestro, y una perfecta elección para ver esta noche de Halloween.

la semilla del diablo

Cristina Mauriz recomienda El resplandor:

‘El resplandor’, todo un clásico del cine de terror

Si esta noche de Halloween aún no sabes qué película ver, siempre puedes apostar por uno de los grandes clásicos del cine como El resplandor, que se estrenó en 1980 y es una de las maravillosas creaciones de Stanley Kubrick (La naranja mecánica, 2001: Una odisea del espacio). Se trata de una película de suspense-terror protagonizada por el famoso actor Jack Nicholson y basada en la novela del mismo nombre del reconocido escritor Stephen King.

El filme relata la historia de Jack Torrance (Jack Nicholson), quien se traslada con su esposa Wendy y su hijo pequeño, Danny, al hotel Overlook, un enorme e impresionante hotel aislado en medio de la montaña. Se traslada allí para encargarse del mantenimiento de las instalaciones durante el invierno, debido a que permanece cerrado. El objetivo de Torrance es encontrar la paz para poder escribir tranquilamente. Sin embargo, al poco tiempo de estar viviendo en el hotel, empieza a sufrir extraños trastornos de personalidad, motivados por el insomnio y la incomunicación social, que le llevarán a una espiral de violencia. Al mismo tiempo, se suceden extraños y horripilantes sucesos paranormales en el hotel.

La realización de la película es impecable; parece mentira que se ubique en los años 80, puesto que entonces no se tenían muchos de los recursos filmográficos actuales. En varias escenas, se utilizó por primera vez la steadycam (estabilizador de cámara), que da un aspecto envolvente e innovador a la imagen. La interpretación de Nicholson como psicópata es fascinante. De hecho, es uno de sus papeles más recordados y eso solo se explica por su excelente y magnífico trabajo al dar vida a Torrance. Su gestualidad y su puesta en escena son de lo mejor sin duda.

Kubrick utiliza lo simbólico y lo literal para generar intranquilidad hasta que, en algún momento, aparecen seres sobrenaturales, como las dos gemelas de la famosa escena del niño con el triciclo. Se puede establecer un vínculo entre la historia y la relación que la sociedad tiene con ella, comparándolo con la consciencia histórica y la capacidad de ver cosas que sucedieron hace mucho tiempo y de pronosticar sus efectos sobre el presente y el futuro.

El resplandor es una de las mejores películas de terror que se han hecho y por eso su visionado es obligado. Todo el mundo debería verla alguna vez, incluso aquellos que no son fanáticos de este género.

el resplandor

Películas de miedo para una noche de Halloween confinados